Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 21 de junio de 2009

crónicas de argentina (diciembre 2006/abril 2007)

No escribí las crónicas en su momento y hacerlo ahora no tiene sentido. Desde el preciso momento en que deje de sentirme un turista -cuando llegué a la casa de mis padres-, las crónicas perdieron su escencia (la perspectiva de un extranjero un tierras extrañas). Me acuerdo de las medialunas con dulce de leche en La Quiaca (primer desayuno en tierras argentinas) y de la parrillada que comimos esa misma noche (primera cena). Me acuerdo del reencuentro con mi familia después de dos años y medio... Comienzo a recordar muchas cosas que viví en ese tiempo, pero ahora ya pasaron algunos años y describir aquellas sensaciones desde el presente no seria autentico... Las imágenes valen por miles de palabras... Las crónicas llegaron al final. Si alguien quiere hacerse un viaje por el estilo, le recomiendo comprarse una buena guia de viajes (Lonely Planet es una buena opción). Allí encontrará toda la información necesaria. Es bueno tener tarjeta de crédito y obviamente viajar con mochila (que es mas transportable que una valija). No cargar mucha ropa, se puede comprar por el camino, los precios son muy buenos para los que tienen euros o dolares. Es mas divertido viajar de a dos (tres ya son multitud de opiniones) pero incluso viajando solo esta bueno porque en los hostels se conoce mucha gente que anda viajando y se pueden conseguir ocasionales compañeros de viaje. En todos lados hay gente buena y mala, hay que ser un poco precavidos -y muy precavidos en las fronteras centroamericanas, nadie te roba a punta de pistola, pero los que cambian dinero y los que te llevan de una aduana a la otra (en cuatriciclos o lo que sea) se las saben todas, son piratas vestidos de civil-. Antes del fin, algunos apuntes generales: # En San Jose de Costa Rica hay locutorios, pero solo se pueden hacer llamadas internaciones. Para llamadas locales hay que usar los teléfonos públicos callejeros, que aceptan monedas muy pequeñas, que nadie tiene. Ni siquiera el banco. Conclusión: Imposible hacer llamadas locales en esa ciudad. # En las terminales de autobuses de Peru (y también Bolivia) hay que pagar un extra para pasar al sector de las plataformas donde salen los buses. Es muy poca plata pero no es para nada práctico. Si uno llega sobre la hora puede perder su colectivo porque siempre hay cola para pagar el maldito tax. # Los lustra zapatos de La Paz, en Bolivia, siempre son niños y llevan pasamontañas (a manera de zapatistas). Lo hacen para evitar ser discriminados por sus amigos en la escuela (amigos es una manera de decir...) Hasta pronto! Y buen viaje!